Fuentes vegetales de vitamina B12

La forma tradicional para obtener vitamina B12 en la dieta ha sido el consumo de lácteos o de carnes. Como sabrás, en muchos casos, las personas que siguen una dieta vegetariana toman complementos para paliar esta carencia, pero esto no quiere decir que sea obligatorio. Y ¿de qué alternativas disponen para mantener una dieta equilibrada sin recurrir a la farmacopea?

Vitamina B12 en alimentos vegetales

Las opciones son reducidas. En algunos casos, son alimentos industrialmente procesados como los cereales reforzados con vitaminas, aunque también hay otros producidos siguiendo métodos manufactureros tradicionales, como la fermentación de coles. Las bacterias que se encuentran en estos últimos producen grandes cantidades del complejo B12 durante la preparación del alimento, junto con ácido láctico y otros subproductos. Asimismo, la soja fermentada también contiene altas cantidades de este grupo vitamínico.

En crudo, la concentración en ambos alimentos se encuentra por debajo de la necesaria para evitar algunos tipos de anemia. Y esto es extensible a otros productos del reino vegetal que también cuentan con trazas de esta vitamina. Los espárragos, los pepinos o el brócoli, un tipo de col que no suele usarse fermentada, contienen cierta concentración de la misma, aunque insuficiente para considerarlos una alternativa.

Fuera del mundo vegetal estricto, las algas nori fueron declaradas como la mejor fuente de vitamina B12 de origen no animal.

Junto con esta, muchas otras algas podrían incluirse en la lista, aunque debes tener cuidado, pues hay algunas que resultan inactivas en humanos (como la pseudovitamina B12 de Spirullina). Alternativamente, algunos hongos contienen altas cantidades de vitaminas, como por ejemplo, la trompeta de la muerte o las setas shiitake y pueden cubrir la cantidad diaria recomendada en adultos con 50 gramos de consumo.

Como ves, aunque la vitamina B12 proviene principalmente del reino animal, entre los vegetales podemos encontrar suficientes fuentes alternativas. Pero siempre es recomendable seguir los consejos de un especialista en nutrición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pulse el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies